Café irlandés al revés

La textura de la crema se une al sabor audaz del whisky y el aroma fuerte del café. Una receta cálida y reconfortante para los frescos días de otoño.

Receta

1. Vierte 250 ml de leche, 300 g de nata y 100 g de azúcar en una cacerola. Calienta a fuego lento y, justo antes de que hierva la nata, pon 9 g de gelatina en un recipiente con agua fría y déjela en remojo durante unos dos minutos.

2. Cuando la nata comience a hervir, escurre la gelatina y añádela a la mezcla. Remueve lentamente y apague el fuego.

3. Añade el whisky y remueve hasta obtener una textura suave. Coge 5 vasos, vierte unos 100 g de la mezcla en cada uno y déjalos reposar en el frigorífico durante unas 24 horas.

4. Después de 24h, prepara el café espresso y añádelo sobre la crema en cada vaso.

By |2018-11-27T15:27:35+00:00martes, 27 noviembre, 2018|Categories: Café, Recetas|0 Comments