Otro argumento más contra el agua embotellada: encuentran microplásticos en el 93% del agua

Según el último estudio, en el que se han analizado más de 250 botellas de agua procedentes de 11 marcas en 19 localizaciones de nueve países diferentes, la contaminación por microplásticos es casi universal.

Realizado por Orb Media y un equipo de investigadores de la Universidad Estatal de Nueva York en Fredonia, el estudio demuestra que se han encontrado un promedio de 10 partículas de plástico por litro, con un grosor similar al de un pelo humano. Para analizar las cantidades presentes en el agua, se utilizó la técnica del Nile Red, que consiste en aplicar un tinte y que ha sido desarrollada por científicos británicos para detectar con la máxima rapidez plástico en el mar. Se trata aproximadamente del doble de lo que la misma organización encontró en su último estudio sobre el agua del grifo.

La procedencia de estos residuos vendría de los envases y del proceso de embotellamiento. En este sentido, se han encontrado compuestos como el polipropileno, el nylon y el tereftalato de polietileno (PET), productos que pueden ser utilizados en la fabricación de las propias botellas o de sus tapones y etiquetas.

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ha planteado varias veces que la mayor parte de estos microplásticos podrían pasar al cuerpo humano y causar problemas funcionales. El 90% del plástico que ingerimos se puede expulsar, pero el 10% restante podría pasar al sistema linfático y a otros órganos como los riñones o el hígado.

By |2018-03-21T14:07:18+00:00miércoles, 21 marzo, 2018|Categories: Actualidad, Agua|0 Comments